La almazara malagueña Finca La Torre alcanza un hito en su historia: cumple diez años y lo hace posicionada como una de las más prestigiosas del país.

Todo un reconocimiento al trabajo desarrollado por el ingeniero agrónomo Víctor Pérez, alma mater del proyecto, al frente de un modelo de producción y elaboración ecológico y biodinámico que consigue sacar el mayor partido al olivar de su finca propia.

Situada en Bobadilla, a quince minutos del centro de Antequera, cuenta con 380 hectáreas, entre pastos, pinares y olivares, compuestos estos últimos por un 50 % de olivos centenarios de la variedad Hojiblanca y, el 50 % restante, por olivos nuevos de las variedades Arbequina, Picudo y Cornicabra, de intensísimos aroma y sabor.

En Finca La Torre, consiguen, mediante un delicado tratamiento del fruto, extraerle todo el potencial a cada variedad.

El proceso comienza por una recolección temprana –que arranca la primera quincena de octubre y en la que se obtienen unos zumos más frutados, verdes y frescos– y sigue con la extracción en frío tan solo unas horas después, para que el fruto mantenga intactas sus propiedades.

El secreto está en recoger la cantidad que la que la almazara puede molturar en el día, para llevarla al molino lo más rápidamente posible.

Así, además de potenciar al máximo su aroma, su sabor y su textura, se garantizan sus propiedades saludables (antioxidantes como la vitamina E, los polifenoles, etc.).

AOVE HOJIBLANCA, AHORA EN FORMATO MÁGNUM

De su porfolio de AOVES monovarietalesHojiblanca, Arbequina, Picudo y Cornicabra–, la estrella es Finca La Torre Hojiblanca.

Una auténtica joya elaborada con aceitunas procedentes de olivos de entre 100 y 130 años de antigüedad, cultivados según prácticas de agricultura ecológica y biodinámica con el objetivo de obtener el AOVE más puro y de la mejor calidad posible.

Finca La Torre AOVE Hojiblanca presenta gran complejidad y armonía tanto en nariz como en boca, características que marcan la diferencia en muchos platos y hacen memorables desde ensaladas, cremas y mariscos hasta grandes pescados y asados tradicionales.

Su aroma es frutado intenso, con recuerdos a hierba recién cortada, hoja de olivo y tomatera, mientras que en boca se percibe un ligero amargor a la entrada y un picor progresivo, persistente y equilibrado con toques de almendra verde, manzana y cáscara de plátano.

Ahora, a sus formatos de venta habituales (en elegantes botellas de cristal de 250 ml y de 500 ml y en latas de 250 ml, 500 ml y 2 l) se suma un formato especial mágnum, diseñado ad hoc con motivo del aniversario de Finca La Torre.

Una botella de inspiración vinícola y 1,5 l de capacidad, que se presenta en un estuche de madera natural de lujo y que, además, puede personalizarse con nuestro nombre –o el del afortunado que vaya a recibir este estupendo regalo esta Navidad–.

A un precio de 49,95 euros, se encuentra disponible por tiempo limitado en tienda online de Finca La Torre www.fincalatorre.com

José Javier Arce Cid, es titulado en Producción de Audiovisuales, Radio y Espectáculos, en el año 2001, ese mismo año realiza las funciones de Productor Ejecutivo en el cortometraje “Revolución”. Después de este cortometraje me dedique a producir y dirigir varios programas para televisiones locales, entre ellos destacamos “Mundo Zion” dedicado al mundo del videojuego y “8 Milímetros”, dedicado al mundo del corto. En los últimos años me he dedicado a realizar el programa de cine “35HD” para televisionalternativa.com y que durante dos temporadas se emitió en Onda 6 TV y la red de televisiones locales de Vocento. En el año 2012 ha dirigido su primer cortometraje, un documental, ‘Tarde de Transistores’.